lunes, 2 de junio de 2014

1-En Francia se encontraba un hombre llamado Robert II Count of Artois, un conde que se hizo famoso por sus bromas pesadas. Entre estas estaban las de poner mangueras agujeradas por los jardines, una estatua que escupía agua y una trampa en el suelo. 

2) Lo que no es broma es que, en la época de los Tudor, las mujeres ricas teñían su cabello con tintes hechos a base de orina.
3) Y si así teñían su cabello, no sorprende que para hacer el cuero mojaran la piel en excremento. Lo peor del caso es que a veces las emanaciones eran tan fuertes que los granjeros se desmayaban y se ahogaban en la popo.
Aqui las imagenes: