jueves, 22 de mayo de 2014

Oradour-sur-Glane, FranciaToda la población de este pueblo francés fue arrasada por los nazis en 1944. Y aunque ahora se reconstruyó y está siendo habitado, aún se conserva un sitio a la memoria de los 642 hombres, mujeres y niños masacrados durante la guerra.
Seseña, España
Edificios de gran altura casi listos para ser abiertos y llenarse de turistas, o al menos eso tenían pensado, pero nunca se termino así que ahora solo es una solitaria ciudad fantasma.
Plymouth, West Indies
Bajo las cenizas y el lodo que dejo la erupción del volcán Soufrière Hills en 1995, se encuentra la isla caribeña de Montserrat. La mayoría de los isleños se alejaron. Sólo 4.500 personas se alojaron en los bordes de la tierra baldía, que una vez fue su hogar.
Villa Epecuen, Argentina
Una vez fue un hermoso destino turístico famoso por sus aguas curativas y sus conexiones de transporte a Buenos Aires. Pero los diques se rompieron y el nivel del agua en el pueblo subió hasta 10 metros, obviamente los habitantes huyeron y sólo quedan ruinas.
Argentiera, Italia
 Un antiguo pueblo minero con sede en Cerdeña, Argentiera de un período rico en la década de 1940, la mina se fue a pique y para 1963 cerró.
 Aqui las imagenes: