viernes, 23 de mayo de 2014

En una batalla por crear vehículos más rapidos en la historia, siguen los avances en el campo. Y ¿qué creen? Efectivamente hay uno nuevo.
En 2003 era el Bugatti Veyron, con un motor súper potente y con un precio desorbitante: 1.000.000 de euro cada uno.
Luego 2 años más tarde el Koenigsegg CCR de 806 CV que arrebataba el récord Guinness en velocidad, recorriendo 388 km/h. Claro que Veyron no se dejaría y en un año presentó un nuevo modelo que alcanzaba los 431 km/h gracias a su motor de 1.001 CV de potencia.
Y parecía que nadie lo alcanzaría pero ahora Koenigsegg One:1, acaba de presentar una impresionante máquina de 1.360 CV y que llega a los 440 km/h
Aqui las imagenes: