sábado, 26 de abril de 2014

Vive en Chicago y lo único que tuvo que hacer fue rascar un billete de lotería, bueno en realidad fueron 3, para amasar $ 276.000 dólares.
A principios de Abril raspó un billete que tenía un premio de $ 25.000 dólares, así que se fue a cenar con su novia para celebrar.
Cuando se detuvieron en una gasolinera decidió comprar otro boleto y para su sorpresa ganó otros $ 1.000 dólares. 
Aqui las imagenes: